Ir al contenido

Deporte | Miércoles 17 • Febrero • 2016

Edinson Cavani, de Paris Saint-Germain, festeja un gol a Chelsea, ayer, en el Parque de los Príncipes, en París. Foto: Franck Fife, Afp

Ha vuelto el matador

A pesar de haber jugado menos de 20 minutos, Edinson Cavani fue clave para la victoria 2-1 de Paris Saint-Germain sobre Chelsea, de Inglaterra, en el encuentro de ida correspondiente a los octavos de final de la Champions League.

El delantero salteño, que no tiene la mejor onda con el entrenador del equipo, el ex zaguero Laurent Blanc, ingresó a la cancha del parisino Parque de los Príncipes a los 73 minutos de juego en reemplazo del brasileño Lucas Moura, y cinco minutos más tarde, tras un veloz pique y una precisa definición en carrera, de primera, con su pierna derecha, marcó el gol de la victoria para los galos, que así sacaron una luz de ventaja en la serie que se definirá el mes que viene en Londres.

El sueco Zlatan Ibrahimovic abrió el marcador a los 39 minutos, y sobre el final del primer tiempo el nigeriano John Obi Mikel marcó el empate para los azules ingleses.

En la otra serie de octavos de final que se inició ayer, Benfica jugó como local en el Estádio da Luz, de Lisboa, y consiguió una agónica victoria 1-0 sobre Zenit, de Rusia, gracias a un gol de cabeza del delantero brasileño Jonas Gonçalves, ya en tiempo de descuento.

Hoy se pondrán en marcha otras dos llaves. Real Madrid será visitante de Roma en el Estadio Olímpico de la capital italiana, encuentro que comenzará a las 16.45 (hora uruguaya); simultáneamente, en Bélgica, comenzará el duelo entre el local, Gante, y los alemanes de Wolfsburgo.

Etiquetas