Ir al contenido

Deporte | Lunes 22 • Febrero • 2016

Uno más

Andrés Zamora consiguió su cupo para los Juegos Olímpicos; Uruguay podría tener la mayor delegación de atletismo en su historia.

El atletismo uruguayo despertó ayer con la noticia de que tenía un nuevo clasificado para los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro. En la maratón de Sevilla -corrida en la mañana española- el atleta Andrés Zamora consiguió un tiempo de 2 horas, 18 minutos y 56 segundos, superior a la marca mínima exigida, fijada en 2 horas y 19 minutos.

Con ese tiempo Zamora, cuyo padre corrió la maratón en los Juegos Olímpicos de Barcelona de 1992, le garantizó a Uruguay su tercer cupo para la maratón olímpica. Los primeros dos habían sido obtenidos por los hermanos Martín y Nicolás Cuestas. Ahora, seis maratonistas uruguayos son aspirantes para ocupar tres cupos que de momento pertenecen a los Cuestas y Zamora. Los demás aspirantes son Pablo Gardiol, Alexander de los Santos y el cubano nacionalizado Aguelmis Rojas. Los tres uruguayos que tengan los mejores tiempos para el 11 de julio serán los representantes en Río de Janeiro. Esta situación de disputa entre los maratonistas uruguayos pondrá un ingrediente extra a la Maratón de Montevideo, que se realizará el 10 de abril.

“En el kilómetro 38 empecé a sentir muchas sensaciones de calambre y así tuve que llegar”, contó Zamora tras la prueba, en declaraciones recogidas por el periodista Andrés Cottini. Además, dijo sentirse más que feliz por el esfuerzo hecho y agregó: “No pude hacer una gran marca, como tenía pensado”.

Piden pista

Con tres maratonistas y Déborah Rodríguez, Uruguay ya tiene cuatro atletas clasificados para la cita olímpica. Se iguala así la marca de Sydney 2000 como la segunda delegación más grande de la historia. La mayor convocatoria celeste en atletismo fue la que participó en los Juegos Olímpicos celebrados en Londres en 1948 -los primeros realizados luego de la Segunda Guerra Mundial-, con cinco atletas, todos ellos hombres.

Si Andrés Silva -que volvió a las pistas este fin de semana, luego de cumplir con la sanción que le habían impuesto- y Emiliano Lasa consiguen sus respectivas clasificaciones, la que participará en Río de Janeiro será la mayor delegación uruguaya de atletismo de la historia, con seis competidores.

“Estoy seguro de que lo van a conseguir”, dijo a la diaria el presidente de la Confederación Atlética del Uruguay, Pablo Sanmartino, quien además se arriesgó a dar un vaticinio: “Andrés Silva conseguirá su marca en mayo”.

Etiquetas