Ir al contenido

Nacional | Martes 05 • Abril • 2016

Daniel Martínez reunido con la Junta de Alcaldes, ayer, en la Intendencia de Montevideo. Foto: Agustín Fernández

Al fondo que hay lugar

Martínez propone un cambio de paramétrica que permita “rebajar o mantener” el precio del boleto.

El intendente de Montevideo, Daniel Martínez, fue consultado por los costos del transporte en la capital. Dijo no querer comprometerse a nada, pero adelantó que se está “trabajando con las empresas y los sindicatos para cambiar la paramétrica” que fija el precio del boleto en la capital, con vistas a “mantenerlo o rebajarlo” para setiembre. También se refirió a los próximos paros que habrá este mes y sostuvo que se está trabajando en una estrategia para paliar los efectos de estas medidas, sobre todo en cuanto a la recolección de residuos.

En cinco meses la Intendencia de Montevideo (IM) discutirá una eventual modificación del precio del boleto. Daniel Martínez sostuvo ayer que “ojalá lleguemos a reducirlo o mantenerlo”. “No puedo comprometerme”, dijo, y consideró que “lo importante es trabajar con esa meta” de cara a setiembre.

Uno de los componentes que inciden en la suba es la reducción de la venta de boletos. Martínez señaló que en el último ajuste tarifario, de principios de marzo, el salario de los trabajadores del transporte incidía en casi 40% del aumento y “un poco menos, pero no mucho”, lo hacía la desaceleración en las ventas. “El convenio salarial de los trabajadores del transporte obliga a ajustes cada seis meses, pero estamos trabajando con las empresas y sindicatos a efectos de lograr modificar la paramétrica y algunas pautas para que impacten lo menos posible en la próxima discusión” afirmó.

El intendente no quiso adelantar los cambios en la paramétrica hasta no discutirlo con las empresas y los sindicatos, pero insinuó que hay “una serie de ideas” de parte de la comuna y que el objetivo es “atenuar un tema estructural”.

Para Martínez, el “gran problema” del transporte en Montevideo es que la ciudad se ha ido alargando en los últimos años. “En una zona equivalente a lo que es la cité de París vive tres veces menos gente, por tanto, los ómnibus transportan menos pasajeros, encareciendo los costos, como combustible, sueldos y otros”, explicó. “Es un problema estructural”, dijo, y expresó: “Ojalá pudiéramos volver a concentrar en las zonas que tienen servicios y consolidar y densificar en la ciudad la población de Montevideo”, aunque estimó que “será un trabajo para muchos más años”.

Paros y estrategias

Teniendo en cuenta el anuncio de la Asociación de Empleados y Obreros Municipales (ADEOM), que convocará a tres o cuatro paros en abril (uno el miércoles, de 24 horas, otro el día que se vote el proyecto de presupuesto en la Junta Departamental -lo que puede ser el jueves-, y otros dos en la próxima semana), el intendente sostuvo que se trabajará para “minimizar el impacto” de estos, sobre todo en la recolección de residuos.

Dijo que hay una estrategia diseñada por la Comisión de Seguimiento que funciona entre dos y tres veces por semana, que, teniendo en cuenta la reducción de camiones necesarios para la cantidad de contenedores que hay, realiza un seguimiento “casi diario” del estado de estos.

Qué bonita vecindad

Con el eslogan “Sé parte del Montevideo que viene”, la IM lanzó ayer un nuevo ciclo del Presupuesto Participativo, una instancia en la que los vecinos propondrán ideas para mejorar o intervenir su barrio. Se destinarán 18 millones de pesos para cada municipio, tres más que en el anterior ciclo de gobierno, fondos que a su vez se distribuirán en partes iguales entre las zonas que integran cada municipio.

Las obras y servicios sociales -que deberán ser de uso público- que resulten más votadas en las elecciones (no obligatorias) del 30 de octubre podrán ser presentadas, antes del 16 de mayo, por cualquier persona, organización, grupo o institución con residencia personal, social, institucional o laboral en la zona de interés, e incluso los menores de 16 años podrán presentar propuestas, con el aval de un mayor o de una organización. Las propuestas tendrán como tope un monto máximo de tres millones de pesos. Los proyectos que se presenten deben ser de infraestructura y servicios o de desarrollo y promoción comunitaria y social, divididos en las siguientes temáticas, a efectos de que la ciudadanía pueda ubicar con mayor facilidad en la hoja de votación qué tipo de propuestas quiere apoyar: género y diversidad; juventud, infancia y adolescencia; adultos mayores; discapacidad; cultura y deporte; y equidad racial y migrantes, entre otros.

Las propuestas se recibirán en cada municipio, en los Centros Comunales Zonales y también mediante un formulario que se encuentra en la página web de la IM y en la del Presupuesto Participativo.

Etiquetas