Ir al contenido

Deporte | Lunes 30 • Mayo • 2016

Los jugadores de Rentistas festejan un gol a Nacional, el sábado, en el estadio Luis Franzini. Foto: Santiago Mazzarovich

Para el infarto

Liverpool, Rentistas y Racing lucharán por quedarse en la A en la última fecha del Clausura.

La pelea por evitar el descenso será uno de los puntos altos de la fecha final del Torneo Clausura que se jugará el fin de semana. En la fecha que pasó, Liverpool le ganó con un apretado 1-0 a Villa Teresa, Rentistas se impuso 2-0 ante un descolorido Nacional y Racing, que lleva 12 partidos sin poder ganar, no pasó del empate 0-0 con Juventud de Las Piedras.

Los tres juegos tuvieron la característica de que los implicados en el descenso fueron mejores. En el caso de Liverpool, el negriazul podría haber ganado por más diferencia de goles, pero no concretó y terminó sufriendo frente a un Villa Teresa con un hombre de menos. Rentistas, por su parte, aprovechó esta versión deslucida de un Nacional plagado de lesiones y de bajos rendimientos y se llevó los tres puntos gracias a los goles de Matías Mier. Y Racing, que si se busca cuándo fue la última vez que ganó hay que ir a la segunda fecha del Clausura -aquel día venció 3-1 a Defensor Sporting- tuvo un desempeño superior al de Juventud, pero las malas definiciones y el arquero Fabián Carini le impidieron marcar y ganar.

La cuenta es clara: la ventaja de Liverpool sobre sus contrincantes es de apenas un punto de cara a la última fecha del Torneo Clausura (ver tablas en la página 16). En la decisiva jornada del fin de semana que viene los cruces serán: Nacional-Liverpool, Wanderers-Rentistas y Cerro-Racing.

El que sabe que si gana zafa del todo es el equipo de Mario Saralegui, que ha tenido gran mérito en la remontada negriazul en la parte final del Clausura. El entrenador artiguense agarró un Liverpool desmoralizado en la tercera fecha del Clausura y le dio una impronta que le trajo buenos resultados: cinco partidos ganados, un empate y cuatro perdidos. Más gráficamente: hasta la séptima de este campeonato, Liverpool siempre transitó entre el penúltimo y el último lugar del campeonato y de la tabla del descenso. La significancia de los juegos que ganó tras el cambio de técnico fue que puntuaron doble en la tabla fatídica.

Rentistas no hizo un mal año. De hecho, quedará muy cerca de los equipos que lucharon por clasificarse a torneos internacionales. Los problemas de los bichos colorados fueron los baches de malos resultados más los pocos puntos del año pasado, que no los ayudaron.

La realidad más llamativa es la de Racing. Si tomamos como punto de partida la tabla del descenso en la tercera fecha del Clausura, Racing tenía 69 unidades, mientras que Rentistas acumulaba 56 -igual que El Tanque, ya descendido- y Liverpool 36, casi la mitad. Desde entonces hasta hoy fueron sólo cuatro puntos los que sumó el verdiblanco.

El combo de resultados que se pueden dar en la última fecha es variopinto. Conviene desentrañar, entonces, los escenarios más complejos: empates en posición de descenso. Si el empate fuera entre dos equipos, el descenso se resolverá entre ellos mediante la disputa de dos partidos en régimen de puntos. De mantenerse la igualdad se procederá a la disputa de un tercer partido final. Y si eso no bastara se jugará un alargue y de persistir el empate, se definirá por penales.

Más compleja aun es la posibilidad de que los tres queden igualados. Para que eso suceda, Liverpool tiene que empatar y tanto Rentistas como Racing, ganar. Según el Reglamento de la Asociación Uruguaya de Fútbol, en ese caso se definirá así: a) el mejor ubicado quedará exento del descenso; y b) los otros dos equipos jugarán los partidos establecidos en el caso anterior.

Inevitablemente, al que le toque bajar lo espera un complicado mundo en la Segunda División Profesional. En el semestre que viene se jugará en Primera el Campeonato Uruguayo Especial y eso afectará a la B, que también disputará un torneo especial, en el que sólo habrá un ascendido a la A.

Etiquetas