Ir al contenido

Internacional | Miércoles 22 • Junio • 2016

Desde su banca

El Supremo Tribunal Federal (STF) de Brasil aceptó dos denuncias contra el diputado de derecha y militar retirado Jair Bolsonaro por las declaraciones acerca de la diputada Maria do Rosário Nunes que hizo en 2014: “Ella no lo merece porque es muy mala y muy fea, no califica para mi gusto. Jamás la violaría. No soy violador, pero, si lo fuese, no la violaría porque no lo merece”. Dijo estas palabras ante la Cámara de Diputados después de que Nunes, ex ministra de Derechos Humanos, reclamara a la Justicia por los delitos de lesa humanidad de la dictadura, a la que el diputado defiende como una “revolución”.

Nunes denunció a Bolsonaro por injuria y calumnia, y la viceprocuradora general, Ela Wiecko, hizo lo mismo por apología del delito. El STF, al que le corresponde tramitar estas denuncias porque Bolsonaro tiene fueros de diputado, aceptó las acusaciones de injuria y de apología del delito. El diputado puede ser condenado a pagar una multa y a una pena de entre tres y seis meses de prisión, pero el delito es excarcelable porque la pena no supera los ocho años de prisión.

Etiquetas