Ir al contenido

Nacional | Viernes 17 • Junio • 2016

Para adelante

Tribunal de Apelaciones dará a conocer fallo sobre Lima el 21 de julio; fiscal pidió mantener sentencia.

El Tribunal de Apelaciones en lo Penal de 4º Turno recibió ayer en audiencia oral y pública al intendente de Salto, Andrés Lima (Frente Amplio, FA), que fue condenado a ocho meses de prisión por el delito de difamación, y a la edila Dayana Añasco, la parte denunciante. El caso surgió después de que Lima denunciara en la Justicia que tres ediles de su sector, la Agrupación Humanista Armando Aguerre, presentaron boletas adulteradas al rendir gastos. Añasco, una de los acusados, contragolpeó denunciando a Lima por difamación, por haber mencionado su nombre en una conferencia de prensa, y el juez penal de 4º Turno de Salto, Hugo Rundie, siguiendo el pedido fiscal, condenó al intendente.

Lima apeló ese fallo, lo que derivó en la audiencia de ayer. Juan Fagúndez, abogado del intendente salteño, explicó que ayer fundamentó la apelación en que de la propia condena “surgen elementos que comprueban que no se le había permitido a Lima probar la verdad de los hechos, y que la consideración sobre ‘real malicia’ es absolutamente equivocada”. El fallo del juez Rundie justificaba que Lima había actuado con “‘real malicia’ al momento de brindar la conferencia de prensa y sobre todo al identificar puntualmente a la denunciante”, y explicaba que el instituto de la real malicia “emerge como límite a la inmunidad que en principio se concede a quien critica o informa algo públicamente”. Fagúndez explicó que la denuncia por difamación debía haber generado una instancia “no para juzgar si hubo o no conducta fraudulenta por parte de los ediles, sino si los elementos con los que contaba Lima constituyen motivo suficiente para que el intendente diera a conocer la situación. Ese razonamiento el juez no lo hizo ni lo dejó hacer”.

En la audiencia de ayer, el abogado de Añasco argumentó por mantener la condena, igual que la fiscal Mariela Luzi. El tribunal anunció que el 21 de julio, a las 15.00, dictará la sentencia.

Tres menos

En tanto, el actual presidente de la Junta Departamental salteña y otro de los ediles acusados de adulterar boletas, Martín Pertusatti, presentó el martes la renuncia al FA, mediante una carta en la que critica a la fuerza política y adelanta que no va a entregar su banca. Asegura que muchos integrantes del FA “hoy recuerdan que son frenteamplistas simplemente por defender un carguito en la comuna”, y que nadie del FA lo llamó para pedirle explicaciones o que diera su versión, en particular la Mesa Política del FA, que se reunió el sábado en Salto para respaldar al intendente. En la carta recuerda que antes de este caso, en otras instancias, también había anunciado que se iba y luego finalmente volvía, pero asegura que esta vez no regresará, sino que será edil independiente. En la carta también dice que comparte el camino que siguió Añasco de presentar una denuncia, pero aclara que no la siguió “por estar tranquilo”. La nota termina: “Simplemente decirles que no pierdan el tiempo pidiéndome la banca, pues según la Constitución, que es nuestra carta magna, corresponde a la persona”.

Al igual que Pertusatti, también renunciaron al FA Añasco y la edila Graciela Beppo, que no fue acusada de adulteración de boletas pero es la madre de Pertusatti.

Etiquetas