Ir al contenido

Internacional | Martes 28 • Junio • 2016

Una señal

El ex militar chileno Pedro Barrientos fue declarado culpable de torturar y asesinar al cantante Víctor Jara en 1973, en un juicio civil que se lleva adelante en su contra en Estados Unidos, país en el que vive desde 1989. Durante el juicio Barrientos aseguró que no conocía a Jara, que no fue partidario del golpe de Estado en Chile y que no sabía nada de las torturas en el Estadio Chile. Sin embargo, varios testigos convocados por quienes presentaron la denuncia -su viuda, Joan, y sus dos hijas, Manuela y Amanda- contaron que vieron a Barrientos en el Estadio Chile, que ocupaba allí un lugar de responsabilidad y que incluso se jactaba de haber matado a Jara. “Siempre mostraba su pistola y decía: ‘Con esta maté a Víctor Jara’”, dijo uno de los ex militares que testificaron.

En el juicio se resolvió que el ex militar chileno deberá pagar 28 millones de dólares como compensación por daños y perjuicios a la familia Jara. Una de las abogadas de los familiares, Catherine Roberts, dijo a la agencia de noticias Efe que el fallo judicial es un mensaje “no sólo a otros perpertadores sino también al gobierno de Estados Unidos para que agilice la extradición [de Barrientos] a Chile”.

Etiquetas