Ir al contenido

Cultura | Viernes 29 • Julio • 2016

Bocas divinas

Su personaje es un muchacho joven, bastante drogón, que controla aspectos importantes de la cárcel junto a su hermano, Borges, que es en realidad quien corta el bacalao.

El papel de Diosito, que interpreta Nicolás Furtado en la serie carcelaria El marginal-dirigida por el argentino Sebastián Ortega y el uruguayo Israel Adrián Caetano- le está valiendo numerosos reconocimientos a ese actor montevideano, que vive en Buenos Aires desde hace cuatro años.

Ayer se publicó una entrevista con él en el diario argentino Página 12, y en ella contó, entre otras cosas, cómo se preparó para caracterizar al personaje de El marginal, que se emite en Televisión Pública y que viene siendo exitosa, como lo fue la anterior y ya legendaria Tumberos, * de Caetano*, también ambientada en una cárcel.

Aunque Furtado ya había actuado en otras series de televisión argentinas (hizo pequeñas participaciones en Somos familia y Noche y día), llegó al casting que hacían Caetano y Ortega ya interpretando el papel que luego ellos le darían: “Me presenté caracterizado, ya con la ropa como si fuese él. No dije que había actuado ni nada [... ] Quizás fue arriesgado, pero se presentó mucha gente al casting y tenía que destacarme”, contó.

Otro dato curioso que el actor uruguayo relata en la misma entrevista es cómo se siguió preparando para encarnar a Diosito. Lo primero que hizo fue meterse en la Villa 31, recorrerla y hablar con la gente de ese barrio.

“Cuando me puse a hablar con los que manejaban la droga se puso áspero. Les pedí que me consiguieran para no parecer sospechoso, pero se volvió difícil salir. Fue una locura, pero sirvió, y algo de las miradas de esas personas, de la energía que manejan, lo incorporé a Diosito”, contó Furtado.


Etiquetas