Ir al contenido

Nacional | Miércoles 27 • Julio • 2016

Cálculos opuestos

Instituciones de salud reclaman que el gobierno no rebaje las cápitas que paga por afiliado por intermedio del Fonasa.

Representantes de las Instituciones de Asistencia Médica Colectiva (IAMC) se reunirán hoy en la Junta Nacional de Salud (Junasa) con referentes de los ministerios de Salud Pública (MSP) y de Economía y Finanzas (MEF). Las IAMC discrepan con el ajuste de cápitas que propone el gobierno, que pretende bajar entre 1,5% y 2,5% el monto que les transfiere por afiliado.

La variación resulta de un estudio realizado por una comisión creada para evaluar la metodología de cálculo de las cápitas, su estructura relativa y su valor. La Comisión de Cápitas comenzó a trabajar a fines de 2012, integrada por representantes de las IAMC, de la Administración de los Servicios de Salud del Estado, del MEF y del MSP. En julio el Poder Ejecutivo le presentó al resto de la comisión la propuesta, que consiste en disminuir las transferencias. Las mutualistas esperaban lo contrario: un ajuste al alza de 4%. Un comunicado de prensa de las IAMC de Montevideo justifica la necesidad de aumentar las cápitas porque los resultados de sus balances de 2012 a 2015 “muestran que las IAMC de Montevideo afrontan un desequilibrio operativo equivalente a unos 30 millones de dólares al año”. El colectivo advierte que el recorte propuesto “tendría como consecuencia el eventual resentimiento de las prestaciones asistenciales que reciben los usuarios, ante la necesidad de las instituciones de postergar inversiones e incluso racionalizar recursos”.

Consultado por la diaria, Arturo Echevarría, presidente de la Junasa, no quiso hacer declaraciones. Comentó que se trata de una reunión de trabajo y que es parte de un proceso de negociación. Suavemente deslizó que no entiende “la lógica de la contraparte de salir a hacer declaraciones previo a la reunión”.

Números que no cierran

El aporte del Fondo Nacional de Salud (Fonasa) es fundamental para las IAMC. Las mutualistas tienen 2.100.000 afiliados, 90% de los cuales tiene cubierta su asistencia por medio del Fonasa, explica el informe de las IAMC de Montevideo.

En ese tire y afloje están, del otro lado, los números rojos del Fonasa. El resultado del ejercicio 2015 dio negativo: los egresos superaron a los ingresos en 10.286 millones de pesos (16,8% de las salidas del Fonasa) -unos 360 millones de dólares-, que fueron cubiertos por Rentas Generales. Según el informe de la Rendición de Cuentas correspondiente a 2015 de la Junasa, las causas del déficit fueron fundamentalmente tres: el reintegro de los aportes a los afiliados, la implementación de la sobrecuota de inversión y el ingreso de nuevos colectivos (cónyuges y concubinos) a la cobertura del Seguro Nacional de Salud. De acuerdo con el informe, el Fonasa destinó, para pagar las cápitas, 48.919 millones de pesos (84% de su gasto total), y las tres cuartas partes de esos millones se los llevaron las IAMC. Para un lado y para otro, cada punto porcentual significa mucho.


Etiquetas