Ir al contenido

Humor | Miércoles 24 • Agosto • 2016

EL FARO del Final del Mundo

Nicolás Maduro, Evo Morales y Barack Obama le piden a Luis Almagro “que deje de defender los intereses de Estados Unidos”

El presidente estadounidense considera que su país ya tiene suficientes problemas como para tener que soportar la defensa de “un chiflado”.

El secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, difundió ayer una carta pública dirigida a Leopoldo López, el político venezolano opositor al gobierno que fue condenado a 14 años de prisión. En la misiva, que comienza refiriéndose a López como “Estimado amigo Leopoldo”, Almagro denuncia “el fin de la democracia en Venezuela”, país en el que, según él, impera “una tiranía”. “Estimado amigo Luis: ¿no le parece que se le está yendo un poco la mano? Yo estoy en guerra con mi gobierno, pero usted es el secretario general de la OEA. Tratemos de mantener un poco las formas”, comienza, a su vez, diciendo la carta que escribió López a modo de respuesta. La postura de Almagro fue duramente criticada no sólo por Maduro, sino también por el presidente boliviano Evo Morales, quien le pidió que no sea “operador ni vocero” del “imperio norteamericano”. El pedido fue secundado por el presidente de Estados Unidos, Barack Obama. “Estamos en un momento delicado de nuestra historia a nivel geopolítico, debido a la amenaza de China a nuestra hegemonía global. Lo único que nos falta es que un chiflado como el paraguayo Luis Almagro nos hunda haciéndose pasar por uno de nuestros esbirros”, declaró el mandatario en una entrevista con la cadena CNN. No es la primera vez que unas declaraciones de Almagro generan inquietud en Washington. En varias ocasiones Maduro acusó al secretario general de la OEA de ser “un agente de la CIA”, algo que le trajo problemas a algunos funcionarios de la inteligencia estadounidense. “Casi es el fin de mi carrera. Al otro día me estaban llamando mis superiores para preguntarme si efectivamente había sido tan inepto como para enrolar a un tipo así”, reconoció uno de ellos. El funcionario también relató que en aquel entonces le llegaron “muchos correos electrónicos del partido político paraguayo Frente Amplio, de algunos dirigentes que ocupaban cargos de gobierno y que estaban buscando algún tipo de salida laboral en caso de que la oposición volviera al poder y se quedaran sin trabajo. Lo estamos considerando, pero tendrían que ser más hábiles que Almagro”.