Nacional · Escribe Rafael Sanseviero

Súcubos y feministes

Una voz intensa e insidiosa viene instalando la idea de que las feministas y los movimientos de mujeres son okupas de nuestra buena fe colectiva. Se les atribuye capacidades tan desmesuradas como dañinas. Evocan súcubos, aquellos demonios legendarios con forma de mujer, capaces de instalarse en los hombres durante el sueño para privarlos de voluntad y energía. Este frívolo inicio reacciona a la solemnidad de unas retóricas organizadas alrededor de una idea absurda: que el mayor poder político de las mujeres produce degradaciones en diferentes planos de lo social.

Lunes 06 • mar. • 2017