El intendente de Maldonado, Enrique Antía, admitió el 8 de febrero en una entrevista con el semanario Búsqueda que estaría dispuesto a ser el candidato presidencial del grupo de intendentes de Alianza Nacional, que han aparecido como desafiantes al liderazgo de Jorge Larrañaga, mayor referente en estos años del “ala wilsonista” en el Partido Nacional.

"Yo quiero a mi país y voy a trabajar por él. Esa es mi respuesta. Estoy para jugar donde me ponga el director técnico que arme el cuadro para jugar", reconoció Antía en esa entrevista, en la que decía, además, que el grupo de intendentes había resuelto "en varias reuniones silenciosas" que tendrían una expresión propia en las elecciones primarias. “Vamos a tener un candidato respaldado por el grupo de intendentes que va a ir a la interna", declaró el jerarca fernandino a dicho medio.

Y continuaba con su razonamiento: "Yo estoy muy cómodo donde estoy. En un gran departamento, haciendo una gran obra, tengo la posibilidad de reelección (…) Nunca pensé tener este cargo, ni pensé ser senador, ni pensé ser diputado. Trabajaba en la actividad privada, y renuncié cuando me tocó la responsabilidad pública. Y de ahí fue muy difícil salir. Pero estoy dispuesto a luchar", remarca.

En diálogo con la diaria, el intendente de Tacuarembó, Eber da Rosa, coincidió en que el grupo que él integra junto a Antía, y en el que también participa su par de Cerro Largo, Sergio Botana, debería presentar su propia alternativa electoral. Consultado puntualmente respecto a la precandidatura de Antía, el intendente de Tacuarembó respondió: “Me parece una buena opción. Veremos lo que va a pasar, yo en este momento estoy concentrado en los temas de gestión departamental pero en principio me parece una muy buena opción”.