A través de un mensaje televisado, el presidente de Argentina Mauricio Macri anunció hoy un plan para equilibrar la situación fiscal de su país, que prevé una reducción de 22 ministerios a menos de la mitad y la instalación de las retenciones a las exportaciones, un impuesto que calificó de “malísimo” pero necesario.

Macri busca dar a los mercados una clara señal de control de gasto para detener el déficit y la inflación, que se aceleró tras la reciente devaluación del peso argentino. Según recoge la agencia Efe, el presidente reconoció haber hecho gala de demasiado optimismo en sus previsiones, y justificó la reducción de su gabinete, que exige "compactar" su equipo de Gobierno más directo "para dar la respuesta más focalizada en la agenda que viene".

Respecto a las retenciones, justificó que "para cubrir lo que falta durante esta transición que se ha transformado en emergencia", pedirá "quienes tienen más capacidades para contribuir" lo hagan.

Macri dijo que "esta crisis no va a ser una más, sino que tiene que ser la última" y admitió que se trataron de los peores cinco meses de su vida, después del secuestro que sufrió hace 27 años, cuando era empresario.

Además, sostuvo que "la euforia que generamos" lu ego de que "el cambio ganara las elecciones y haber frenado el camino que nos llevaba a ser Venezuela, nos llevó a convencer a quien nos prestaba la plata a dejarnos tiempo". Pero no obstante, advirtió que la "situación cambió" por factores externos, como la subida de tasas en Estados Unidos, la crisis turca y la coyuntura en Brasil, y además porque "no fuimos capaces de mostrar unidad en nuestro compromiso de avanzar en las reformas estructurales", por lo que, quienes prestaban el dinero, "comenzaron a dudar", justificó. Además, sostuvo que el "escándalo de los cuadernos" -refiriéndose a la causa por la que se investiga una presunta red de sobornos de empresarios de la obra pública a funcionarios durante el kirchnerismo- "en el corto plazo afecta a la imagen del país y genera más dudas".

Según dijo, a raíz de la devaluación "la pobreza va a aumentar", por lo que anunció un "refuerzo" en las asignaciones sociales para los últimos dos meses del año y otras medidas para tratar de paliar el impacto en los sectores más vulnerables.

Seguí leyendo sobre esto: El gobierno de Macri prepara un recorte en el gabinete y un ajuste fiscal