Entre el sábado 11 y el domingo 19 se celebró el 13o Encuentro Internacional de Músicos Jazz a la Calle. Fueron nueve días a toda música: por el escenario mayor, que abrió con Carricola Jazz Orchestra –una big band integrada por alumnos y profesores tanto de la escuela de Jazz a la Calle como de la tecnicatura Jazz y Música Crativa– y cerró con el toque de la Jam On Hot Club de Montevideo, pasaron conjuntos de Argentina, Brasil, Chile, Francia, Paraguay y Uruguay; además, como es habitual, los toques callejeros en distintos puntos de la ciudad les pusieron color a las calles y a los vecinos. Las propuestas musicales cubrieron un arco con muchas estéticas variadas, que el público recibió con un respeto admirable.

Foto del artículo ''

Foto: Ernesto Ryan

Mercedes es otra cosa en enero. Se transforma. Citadinos y visitantes forman una raigambre distinta. Cada uno, desde su posición, lleva adelante y hace suyo el Jazz a la Calle: quienes organizan, quienes tocan, quienes reciben gente, quienes venden la comida o las artesanías, quienes escuchan, los niños que gozan. Eso, la suma de las partes, volver a hacer las cosas en conjunto de forma comunitaria, le ha dado un carácter popular, como el origen de ese sonido particular al que llamamos jazz.

Foto del artículo ''

Foto: Ernesto Ryan

Foto del artículo ''

Foto: Ernesto Ryan

.