Saltar a contenido

Marcelo Pereira

La metamorfosis

Contaba Kafka que cuando Gregorio Samsa se despertó una mañana, después de un sueño intranquilo, se encontró sobre su cama convertido en un monstruoso insecto. No sería menos interesante que un monstruoso insecto se hubiera transformado en ser humano, ni es menos inverosímil que Luis Alberto Lacalle se haya despertado una mañana, después de un error de campaña, convertido en centroizquierdista.

Cuestión de actitud

En el comienzo de la campaña hacia el balotaje han cobrado especial destaque, como es lógico, las referencias a la situación política instalada en la primera vuelta, que dio mayoría absoluta a los legisladores frenteamplistas en ambas cámaras. El oficialismo señala las obvias dificultades que eso implicaría para una eventual segunda presidencia de Luis Alberto Lacalle, mientras que el Partido Nacional alega, por el contrario, que lo más aconsejable en estas circunstancias es votar por su fórmula el 29 de noviembre, a fin de que el próximo gobierno se desarrolle con “equilibrio” entre las distintas propuestas que se presentaron a las elecciones nacionales.

La razón del artillero

La expresión del título es más conocida que su origen. De chico, en casa, me lo contaron así: un oficial de artillería no había cumplido la orden de disparar un cañón y fue sometido a un consejo de guerra; anunció ante sus jueces que expondría numerosas razones de su conducta, pero bastó la primera, que era la falta de pólvora. Cabe recordarlo al considerar qué puede ocurrir en el balotaje que se realizará el domingo 29 de noviembre.