Liverpool no es poesía y La margarita no es fútbol, sino una de las más maravillosas obras uruguayas de los últimos tiempos. ¿Pero por qué junto a los negros de la Cuchilla con los versos de La Margarita?

Mauricio Rosencof, el escritor y dramaturgo floridense, recrea en Otoño, el sentir de Margarita, que viviendo un momento sin igual susurra: “...es que todo es tan hermoso”. Margarita es Liverpool, su momento, este presente, su futuro.

En Belvedere, Liverpool ganó 2-1 a Wanderers con goles de Christian Almeida y Juan Ignacio Ramírez, (el bohemio lo anotó Hernán Rivero), y se mantiene solo en el liderazgo del Clausura, mientras la semana que viene se estrena en la Libertadores 2021.

Un momento extraordinario de los negriazules, que vienen salvando complicadísimos obstáculos, como lo fue Wanderers, que estaba a tiro de alcanzarlo en el Clausura.

Interesante desde el comienzo. A pesar de la enorme trascendencia de los puntos en disputa, ambos mantuvieron la iniciativa de acuerdo a sus patrones de juego: Liverpool como más directo a través de pases en profundidad, esta vez sin tanta incidencia de él muy vigilado Hernán Figueredo; Wanderers con circuitos futbolísticos más cortos, que funcionaban como posibles engranajes para alguna ofensiva peligrosa.

Iban 28 minutos cuando Liverpool abrió el marcador. Lo hizo en una jugada preparada de tiro de esquina y contó con una definición goleadora del zaguero Almeida. Hubo una triangulación en el córner y el centro llegó desde tres cuartos cuando las posiciones defensivas de Wanderers habían perdido la atención del tiro de esquina. Keke Almeida golpeó de pique al suelo e hizo inatajable su cabezazo para De Arruabarrena.

Hinchas de Liverpool, en el estadio Belvedere.

Hinchas de Liverpool, en el estadio Belvedere.

Foto: Ernesto Ryan

Liverpúl

Una pelota larga. Iban apenas 7 desde que volvieron a la cancha, faltaban por lo menos 40 para que terminara el partido, pero sin embargo el espectador despistado, o el que verá el segundo gol de Liverpool en el show de goles, podrá imaginar que era la última, que el partido estaba terminando porque casi todo Liverpool, sino todo, estaba en su cancha. Poco le importó al goleador Juan Ignacio Ramírez.

Si no supiese que es el Liverpool uruguayo del 2021 y no el Liverpool inglés del 2014, y que el Colo Ramírez es pelirrojo, uno podría llegar a pensar que el 9 de Belvedere era aquel Luis Suárez inglés, porque su arranque y su fuerza más velocidad por 30 o 40 metros parecía la del más grande goleador uruguayo.

Fue el 2-0 de Liverpool, líder del Clausura, a una semana de jugar la Libertadores en el camino de sus más grandes recompensas en el fútbol profesional.

Pero, llegar al cenit de un partido no equivale a que todo ya está resuelto, mucho más cuando en la competencia hay un antagonista que también quiere ir por el mejor resultado posible. Entonces cuando a los 21’ de la segunda parte descontó el argentino Hernán Rivero, tras asistencia de Maxi Pérez, el sol y el arco iris de Liverpool se tornaron en tormenta de Wanderers, y hubo que aguantar el chaparrón.

Lo aguantó, y ahí está, en su mejor momento, con sus mejores sueños.

Juan Ignacio Ramírez y el arquero de Wanderers, Ignacio De Arruabarrena, tras el segundo gol de Liverpool, convertido por Ramírez, en el estadio Belvedere.

Juan Ignacio Ramírez y el arquero de Wanderers, Ignacio De Arruabarrena, tras el segundo gol de Liverpool, convertido por Ramírez, en el estadio Belvedere.

Foto: Ernesto Ryan

Detalles

Estadio: Belvedere.

Árbitros: José Burgos, Andrés Nievas y Ernesto Hartwig.

Liverpool (2): Sebastián Lentinelly, Federico Pereira, Franco Romero, Gonzalo Pérez, Keke Almeida (rinde 2), Martín Fernández, Hernán Figueredo (mucho), Camilo Cándido, Martín Correa (64’ Gastón Pérez), Agustín Ocampo (83’ Jean Pierre Rosso), Juan I Ramírez (siempre). DT: Marcelo Méndez.

Wanderers (1): Ignacio de Arruabarrena, Paulo Lima (86’ Lucas Cuoto), Gerardo Alcoba, Darwin Torres, Leonardo País, César Araújo, Santiago Martínez (74’ Jonathan Barboza), Kevin Rolón (55’ Diego Hernández), Nicolás Quagliatta (no, 46’ Maximiliano Pérez), Mauro Méndez (46’ Diego Riolfo), Hernán Rivero (sí). DT: Daniel Carreño.

Goles: 28’ Christian Almeida (L) de cabeza; 53’ Juan I Ramírez (L) con derechazo rastrero; 66’ Hernán Rivero (W), entrando por el segundo palo.