Difícilmente se recuerde en las relaciones diplomáticas que han mantenido Uruguay y Venezuela desde que el Frente Amplio (FA) accedió al gobierno un momento más tenso que este. Y si bien podría considerarse que la respuesta del presidente Tabaré Vázquez a su par venezolano, Nicolás Maduro, ilustra de forma inmejorable esta crisis, todavía resta ver qué responderá el mandatario del país caribeño.

Lo cierto es que ayer Vázquez salió a cortar de plano las acusaciones de Maduro, y recibió el respaldo expreso tanto del oficialismo como de buena parte de la oposición. Maduro había dicho el domingo que esperaba conversar con Vázquez sobre "las declaraciones y la actitud de su cancillería". "No puedo entender cómo su canciller [en referencia a Rodolfo Nin Novoa] agrede a Venezuela, coordina con el Departamento de Estado las posiciones contra Venezuela, coordina con la embajadora de Estados Unidos en Montevideo [Kelly Keiderling] la agresión contra Venezuela y guarda silencio de las masacres en otros países", sostuvo Maduro.

En un comunicado emitido ayer con la firma de Vázquez, este "rechaza tajante y categóricamente" las acusaciones y pide a Maduro que "proporcione las pruebas de la infundada denuncia" o de lo contrario, "se retracte públicamente, en virtud de que expresiones como las manejadas afectan gravemente el relacionamiento tradicionalmente amistoso entre los dos países".

Pocas horas antes, Nin Novoa había recibido el respaldo de todo el Consejo de Ministros, según dijo el vocero del gabinete, el ministro de Transporte y Obras Públicas, Víctor Rossi. "El canciller ha llevado adelante una muy cuidadosa gestión para procurar fortalecer los procesos de integración latinoamericana, y por eso expresa lo que el gobierno uruguayo y el presidente piensan en esta materia", sostuvo. Luego, aseguró que "es absolutamente falsa la información" de Maduro acerca de que Nin Novoa trabaja coordinando con el gobierno de Estados Unidos.

Ovacionado por todos

En las redes sociales, dirigentes de la oposición y del oficialismo manifestaron su conformidad con la postura de Vázquez. "Muy bien el presidente Vázquez", escribió el senador colorado Pedro Bordaberry. El también colorado José Amorín Batlle utilizó el mismo calificativo que Bordaberry y agregó que "es hora que Uruguay cambie de actitud y se sume a exigir un cambio en Venezuela". "Bien la respuesta del presidente Vázquez a Maduro. Por su tono y por su contenido", consideró el senador nacionalista Javier García. En cambio, el también senador y líder de Alianza Nacional Jorge Larrañaga fue más cauto en los elogios: "Maduro no respeta a su propio pueblo, mal se puede esperar que respete a nuestro gobierno".

También en Twitter, varios dirigentes frenteamplistas compartieron la declaración emitida por Presidencia; entre ellos, el presidente del Frente Amplio (FA), Javier Miranda, el diputado del Movimiento de Participación Popular Alejandro Sánchez y la senadora y secretaria general del Partido Socialista, Mónica Xavier, que agregó: "¡Una cuestión de soberanía!".

Otro de los que defendieron a Vázquez fue el diputado socialista Roberto Chiazzaro, vicepresidente de la Comisión de Relaciones Internacionales de la Cámara de Representantes. Dijo que la forma en que Maduro habló de la actuación de Nin Novoa "no es el modo en que un presidente se debe dirigir a otro". "Se equivocó, y Vázquez respondió con mucha altura, pidiéndole que proporcione pruebas, pero tratando de mantener el excelente relacionamiento que existe entre ambas naciones".

Sobre la tarde, el Secretariado del FA respaldó de forma "unánime" a Vázquez, informó a la diaria el secretario político de la presidencia del FA, Gonzalo Reboledo. "Ante los comentarios del presidente de Venezuela referidos al canciller, el Secretariado del FA no encuentra otro camino mejor que el de aclarar, pedir pruebas o retractarse. Nos parece muy correcto lo que hizo el presidente".

En tanto, los dirigentes de los sectores más cercanos al gobierno de Maduro prefirieron no cuestionar a Vázquez, aunque sí hubo algunas críticas a la gestión de la cancillería.

Para Raúl Campanella, referente del Partido Obrero Revolucionario, estas declaraciones son "un poco de efervescencia" que en realidad "no van a la esencia del asunto": "ambos gobiernos procesan sus propias crisis, y eso se ve de forma clara en decisiones contradictorias como las que tiene el gobierno uruguayo en relación a Venezuela, y las que ha tenido Venezuela con algunas acciones que son corregidas en la marcha", interpretó. Para Campanella, no existe un "retroceso en los vínculos".

En tanto, Gerardo Núñez, del Partido Comunista del Uruguay (el sector del FA que más ha defendido al gobierno de Venezuela durante las últimas semanas), dijo que se tomó la respuesta de Vázquez con "naturalidad", dado que "es lo esperable" de un presidente. "No nos parece mal que pida los elementos que es necesario pedir, y creo que esto se da en el marco del buen relacionamiento que existe. Y aunque obviamente se rechaza la acusación, también se da espacio para que el otro demuestre que lo que dice es así".

No obstante, Núñez consideró que "objetivamente, aunque sin hablar de intencionalidades, la política que se está llevando adelante por parte de la cancillería no contribuye a una solución pacífica para el pueblo venezolano, y en los hechos hace el caldo gordo para las derechas regionales en el continente". El legislador dijo que no está "en condiciones" de afirmar ni negar lo dicho por Maduro sobre Nin Novoa, pero aseguró que efectivamente su gestión "contribuye a un aislamiento de Venezuela y a los intereses del imperialismo y la derecha".

Yo te banco, Nicolás

Muchos de los principales dirigentes del PIT-CNT manifestaron bastante disconformidad con la postura que el gobierno uruguayo ha tomado sobre Venezuela en los últimos días. Uno de ellos, Gabriel Molina, del Sindicato Único de Antel, dijo a Caras y Caretas que no comparte la respuesta de Vázquez a Maduro. "Hay que tener mucho cuidado a la hora de emitir una declaración al respecto si tomamos en cuenta la situación que está atravesando América Latina, y especialmente Venezuela", dijo el dirigente. Según argumentó, este país esta siendo "agredido constantemente", por lo que Vázquez "tendría que haberse tomado su tiempo para interiorizarse más de la situación interna y de las acciones que venía tomando el gobierno venezolano" antes de emitir una declaración. Ayer, Montevideo Portal publicó que el secretario general del PIT-CNT, Marcelo Abdala, estuvo en Venezuela el domingo y visitó el programa Los domingos con Maduro, en el que se abrazó con el presidente y le dijo que "el movimiento obrero" uruguayo "se solidariza con la revolución bolivariana ante los ataques perpetrados por la derecha venezolana". Abdala está participando en un encuentro binacional junto a la Central Bolivariana Socialista de Trabajadores, en representación del PIT-CNT.