Rodrigo Aguilar (35 años). Periodista deportivo, estudiante de Ciencias de la Educación (Udelar). Trabaja como guardia de seguridad.

"Volver a hacer visible la defensoría de lectores significa lograr que pueda constituirse en un lugar reconocible para quienes hacen la diaria y para quienes la leen. Para ello procuramos dos vías bien específicas. Un estudio profundo del diario, de cómo se hace la diaria y de quienes la hacen; análisis y reflexión que nos permitan conocer formas de ser, de sentir, de pensar y de actuar. Luego, procurar el contacto lo más cercano posible con el lector, por las vías más diversas, interactuar con él/ella a partir de nuestra formación, nuestra reflexión y el producto del intercambio con los periodistas del diario".

"Un segundo propósito, tal vez un tanto más ambicioso: acercar a las partes; que cada vez más personas comprendan cómo se hace la diaria y por qué se hace así, y que cada vez más se haga un periodismo que comprenda a la población a la cual se dirige".

Daniela Couto (35 años). Periodista free lance. Fundó en 2005 el sitio web Cursos para/lelos.

Según Javier Alfonso, que la postula como candidata, "como redactora y editora de www.cursosparalelos.com, Daniela demostró una singular preocupación por ayudar a mejorar el nivel de la prensa escrita, digital y de los medios de comunicación uruguayos en general, a través del señalamiento de errores (y a veces horrores) cometidos por periodistas uruguayos y de la región. Lejos de quedarse en el chiste, el común denominador de sus artículos siempre ha sido la crítica constructiva y la constante propuesta de formas alternativas para resolver los problemas que enfrentan los periodistas a diario para relatar los hechos".

Según la postulante, "la exigencia de hallar información relevante, en la que se consulte a todas las fuentes pertinentes, presentada con la mayor claridad posible y bien redactada, es lo mínimo que debería pretender toda persona que consuma la diaria". "Planeo estimular aún más la participación de los lectores, ya sea a través de las vías utilizadas hasta ahora como de las redes sociales, con la intención incluso de crear cuentas con ese objetivo. Como puente entre el medio y los usuarios, el propósito es que la tarea esté sujeta a los principios periodísticos básicos relativos a lo ético y la calidad de la información y su presentación".

José Carlos Ferreira González (54 años). Profesor de Literatura e Idioma Español. Colaboró con el periódico Informaciones (Tacuarembó).

"El defensor del lector es necesario en todo medio periodístico para que no ocurra lo que pasa con distintos medios de comunicación, sobre todo de divulgación masiva, donde al lector, oyente o televidente se 'le obliga' a consumir lo que no desea y nunca se le pregunta si está o no de acuerdo con ello".

"El defensor de lectores deberá velar porque la línea trazada por la diaria no cambie, que si se promocionó un producto sea ése el que se consume. La línea editorial de la diaria siempre debe ser la misma, mantener un rumbo que fue marcado desde el comienzo".

"Propongo, para garantizar que todas las voces serán escuchadas y atendidas, que una vez por mes o cada quince días las sugerencias, quejas, reclamos o propuestas de los lectores sean publicados de manera de dar seriedad a la tarea, en el sentido que el lector sabrá qué hace su defensor o qué ha hecho con su queja, solicitud o contribución"

Héctor Eduardo Gil Velázquez (58 años). Especialista en Informática.

"Mi interés por el cumplimiento de las normas y el respeto que nos debemos todos para una convivencia más satisfactoria me ha llevado a conducirme proactivamente en el reclamo y la defensa de asuntos de mis conciudadanos. Tarea en la que me empeño, tiempo ha, y en la que he actuado como testigo y/o denunciante".

"Mi experiencia laboral -en relación de dependencia- fue en oficinas de personal de grandes empresas, administrando e interactuando con más de ocho mil personas entre administrativos y obreros. Esta realidad desarrolló en mí una especial sensibilidad para la comprensión e interacción con las personas en general".

"Esto, sumado a mi interés por los actos comunicacionales, interactivos, me impulsa a postularme para un puesto que me permitirá contribuir todavía más, con un mayor número de ciudadanos en una tarea que creo esencial para una participación civil responsable".

Claudia Mera (40 años). Doctora en Derecho y Ciencias Sociales. Docente, gestora cultural, escritora de ficción.

"La diversidad es nuestra única y auténtica riqueza".

"Creo poseer la capacitación y experiencia laboral para desempeñar este cargo, pero es fundamentalmente por el desafío personal que implica que presento mi candidatura. Constituye para mí una oportunidad de crecimiento y aprendizaje, por sobre todas las cosas".

"Aun cuando me apasiona mi trabajo como Coordinadora de Fondos de Incentivo Cultural (MEC) -y tal vez precisamente sea por mi compromiso con el desarrollo de la cultura- me presento con la idea de que en el desarrollo de mi gestión contribuya al crecimiento de una de las publicaciones más destacadas y sin dudas la de mayor crecimiento en la cultura de nuestro país".

Ruben Omar Martínez Nogueira (43 años). Químico, gestor ambiental.

"Quiero avanzar en la tarea de hacer sentir a los lectores que la diaria es 'su' medio de comunicación. El que ellos eligen, por el que ellos pagan, pero también el que les da un lugar para que su opinión se oiga". "Por razones de formato, la diaria no tiene, no puede tener, una sección donde publicar opiniones de lectores. Es ahí donde el defensor de lectores pasa a ocupar un lugar de máxima responsabilidad. En el espacio de la publicación impresa al que accede debe concentrar y sintetizar las muchas opiniones que un público inteligente necesariamente tiene. Mi compromiso es trabajar para que ese espacio refleje la mayor diversidad posible de opiniones de lectores. Mi objetivo es lograr que más suscriptores se comuniquen y hagan saber sus opiniones de forma que la diaria sea, cada vez más, de todos".

"El principal problema que el producto periodístico puede llegar a tener es... el aburrimiento del lector. Por esta razón, una parte importante de mi tarea estará dirigida a conocer los intereses del lector y el impacto de los artículos que publicamos. De nada nos servirá tener un producto impecablemente escrito y publicado si lo que decimos en ese producto a nadie le interesa".

Francesca del Negro Santangelo (64 años). Profesora de Historia, socióloga, con posgrado en Relaciones Internacionales, columnista radial, voluntaria en el Hospital Pereira Rossell, empresaria.

"Leo con mucho cuidado todo el material publicado, examinando el enfoque, la forma de transmitir y el cuidado en la objetividad relativa de las noticias y diría que la diaria colma mis aspiraciones de lectora".

"Sería un honor poder ser la defensora de los lectores, ya que lo considero un cargo de responsabilidad, experiencia y constante renovación en el quehacer periodístico".

Soledad Platero Puig (47 años). Columnista de opinión en Uypress y crítica literaria en El País Cultural. Redactora de textos del programa Prohibido pensar, de TNU.

"Me interesa la función de defensora de los lectores porque involucra aspectos prácticos del ejercicio de la comunicación en los que no es posible profundizar desde otras posiciones. Soy una lectora atenta de la diaria desde sus comienzos y creo que la tarea de representar ese lugar en una relación formal de intercambio con la redacción y la dirección del diario puede ayudar a la obtención de un producto mejor".

"Entiendo que la función de la defensoría debería ser la de contribuir al proceso de hacer de los lectores sujetos de la comunicación, informando adecuadamente acerca de los procesos implicados, así como de las dificultades y posibilidades reales de su ejercicio. Esa tarea de puente entre las necesidades, preferencias e inquietudes de los lectores y las posibilidades e intereses del diario es la que me gustaría desempeñar".

Tania Plenc Álvarez (21 años). Estudiante de Profesorado de Sociología en el IPA, docente.

"Me siento parte de lo que se llama 'comunidad' y creo que es en el único medio de prensa que esto sucede". "Poseo la capacidad de interactuar con los demás con claridad, siendo concreta y sabiendo aunar en redacciones diferentes posturas".

"Mi aporte sería de escucha, pero no para mediar simplemente, sino también para conocer y difundir lo que implica 'el pienso' de un diario y rescatando lo importante de un espacio colectivo en construcción: para hacer y deshacer, desde las personas, que podemos equivocarnos pero en conjunto podemos mejorar. Intentando siempre que los informes o balances que se den a conocer en la diaria den luz sobre la responsabilidad inmensa que implica escribir para un público claramente heterogéneo y que se relaciona indirectamente con las personas que están por detrás del 'producto' que llega a sus manos".

Patricia Scigliano Álvarez (38 años). Columnista sobre primera infancia, política y programas sociales en Prensa Ecuménica, publicación de la Iglesia Metodista.

"El defensor de lectores deberá ser consciente de su labor, que es velar por el interés de los lectores. Esto no quiere decir que se esté de acuerdo con todo lo que proponen. Creo que la labor del defensor es otra: cuidar que se mantenga el pluralismo que hasta ahora sostiene la diaria, que la información sea lo más veraz posible. Sabido es que siempre la información está teñida de subjetividad, la que posee lógicamente quien escribe el artículo o la noticia, pero no debe por esto pretender cambiar o tratar de influir en el lector para mostrar lo que no es. Se es objetivo siempre que se permita pensar y reflexionar al lector, y eso deberá cuidar el defensor de lectores. Por otra parte, cuidará que todo lo publicado no atente contra los que día a día construyen el país, ésos que no tienen las cámaras de televisión o que la prensa no los fotografía a diario pero que necesitan ser oídos, que precisan que se los atienda y que exigen que la verdad sea dicha".

"Se puede informar sin caer en el sensacionalismo, se puede ser objetivo, veraz y que las noticias lleguen a todos sin que se caiga en el lenguaje vulgar y a veces ofensivo o chabacano."

Gabriel Soca Pérez (51 años). Formado en Ciencias de la Comunicación.

"Me siento un comunicador que aún no ha encontrado la oportunidad de desarrollarse profesionalmente".

"Planeo, en primera instancia, reconocer responsablemente el medio, identificar su producto, dialogar con las personas que lo realizan e intercambiar puntos de vista con la dirección. La defensa de un lector asumo que está estrechamente vinculada, más que a la objetividad, al equilibrio del periodista cuando escribe en un género que comprende información y opinión, la veracidad de las noticias y el interés por su consumo. En un contexto temático abierto, liberal, independiente, interactivo, donde desde este circuito se estimulen distintos sectores de la opinión pública en la búsqueda conjunta de cobertura para temas de interés general, así como el principio básico: informar, entretener y educar".

Renzo Rozza González (21 años). Estudiante de la Facultad de Ingeniería (Udelar), baterista de la banda de rock progresivo instrumental cÓsmosis. Ha escrito textos de ficción, poesía, policiales y fantásticos.

"Planeo realizar una investigación de tipo sociológico entre los suscriptores a efectos de obtener un perfil del suscriptor/lector (incluyendo a familiares y vecinos que también lean la diaria). Esto permitiría agregar al 'hoy estamos en tantos domicilios' en la portada, 'nos leen tantas personas'”. "También intentar conformar una red de solidaridad, eventualmente trueque de apoyos entre suscriptores con cercanía entre sus domicilios. La finalidad es colaborar con la recomposición de las redes sociales/barriales rotas por el individualismo actual".

"Propongo una rutina de contactos personales (mediante presencia en el café la diaria, por ejemplo) y/o telefónicos con los lectores".

Álvaro Fabián Silva Muñoz (39 años). Magíster en Política y gestión de la educación. Licenciado en Ciencias de la Educación. Docente liceal de Matemática y docente en la Facultad de Humanidades (Udelar).

"Es de mi sumo interés velar por la calidad de este medio de comunicación, para que siga constituyendo un disparador para la reflexión, el debate, la discusión, el intercambio entre periodistas y suscriptores, y entre los propios suscriptores".

"Una tarea como la de defensor de lectores puede constituir un espacio en el que aportar esta experiencia, tendiendo puentes entre la construcción de las noticias y de la opinión pública, entre la recepción de las mismas y la retroalimentación que tiene lugar en la generación de la agenda de los distintos temas sociales".

"La consolidación de una defensoría del lector guarda relación con un ejercicio de la ciudadanía más democrático, abriendo espacios de participación a los propios suscriptores. Desempeñar la tarea, en este sentido, se vincula a una coherencia institucional que intenta forjar la democracia en la vida social cotidiana".

Federico Fermín de la Torre Faraut (47 años). Profesor de Historia.

“Desde hace 30 años soy asiduo lector de medios de prensa, a los que analizo desde una óptica crítica”.

“Mi condición de suscriptor de la diaria desde hace varios años revela mi identificación con ese medio. No obstante, las instituciones al igual que las personas, lejos de ser perfectas, somos perfectibles”.

“Si bien mi profesión es la docencia de las Ciencias Sociales, considero al periodismo una tarea hermanada con ésta”.