Las normas electorales vigentes complican la puesta en práctica de una eventual alianza interpartidaria, principalmente porque se exige que todos los candidatos deben competir en todas las instancias con el mismo lema que en las internas. Por otra parte, un lema "auxiliar" que reúna ambas expresiones exigiría la elección de una convención nacional y sus respectivas departamentales, como cualquier partido. De otro modo, una candidatura conjunta implicaría que fuera con el lema de los blancos o de los colorados.

En su momento, el diputado nacionalista José Carlos Cardoso (Más País) propuso que el lema conjunto fuera el del PI, lo cual fue rechazado de plano por Mieres. "No estamos evaluando esa alternativa. No nos parece acertado. Somos un partido de izquierda que tiene diferencias con los blancos y colorados, que parece claro que conforman un bloque. Nosotros somos otra cosa", reafirmó ayer en conversación con la diaria. A su vez, Mieres aclaró que el PI mantiene una "visión crítica" de la gestión de la intendenta Ana Olivera y que está dispuesto a "evaluar" una estrategia con el PC o el PN en otros departamentos.

Fuera de juego

El senador Ernesto Agazzi (MPP) aseguró en diálogo con la diaria que el FA debe cambiar el método para elegir las candidaturas a Montevideo y que para eso es necesario "fortalecer" la fuerza política. En tanto, opinó que blancos y colorados harán "políticamente lo que están haciendo ideológicamente". "Políticamente ya se dieron cuenta de que no les da. Ahora lo que les queda es juntarse", añadió. Gonzalo Civila, secretario político de la departamental socialista de Montevideo, señaló que también es un "dato de la realidad" cómo votó la ciudadanía en la elección pasada. "La derecha está mostrando la identidad común y el proyecto de sociedad. Más allá de los matices y orgánicas partidarias, hay dos grandes proyectos. Esta administración está trabajando con mucha seriedad para revertir los problemas que tenemos, y creo que vamos a llegar a 2015 para ganar la elección", consideró. Respecto del mecanismo de elección de candidaturas, indicó que "está en discusión desde el momento que se está repensando en la reestructura". "Pero me parece que no hay que apresurar los tiempos electorales, sería una irresponsabilidad entrar en ese juego de la derecha en el que queda claro que lo único que le importa es ganar la elección", concluyó.

Mieres indicó que las elecciones departamentales para el PI son "durísimas, con viento en contra y repecho, porque nadie vota ediles, se vota intendente". Si bien reconoció que una polarización entre blancos y colorados contra los frenteamplistas sería "peor" para su partido, aseguró que en Montevideo se presentará en forma "independiente y autónoma". En filas blancas, el diputado Jorge Gandini (Alianza Nacional), quien aspira a suceder a Olivera, y la ex candidata Ana Lía Piñeyrúa (Unidad Nacional) refirmaron la necesidad de extender las conversaciones en sectores extrapartidarios y también de no perder el tiempo (ver la diaria del 13/01/12).

Abiertos

A fines de agosto de 2011, durante un encuentro de Vamos Uruguay en Fray Bentos, el senador y líder del sector Pedro Bordaberry instó a la dirigencia a comenzar a confomar de inmediato los "equipos municipales". En Montevideo, el que se perfila es el diputado Aníbal Gloodtdofsky (Vamos Uruguay, VU). "Desde chiquito quiero ser intendente", reafirmó en diálogo con la diaria. Para Gloodtdofsky, es "claro" que 2012 es el año en que debe hablarse "de estas cosas" y se mostró "abierto a todas las posibilidades".

No obstante, marcó un "pequeño matiz" con el PN "en cuanto a la elaboración de una estrategia y el establecimiento de plazos para las candidaturas". "Lo que corresponde es realizar un estudio serio, metódico y profundo de Montevideo y su administración, por tanto, venimos en vehículos diferentes. Unos están pensando en cómo montar campaña y otros en cómo gobernar. En algún punto esos caminos habrán de cruzarse y hablaremos. El PC tiene que profundizar el conocimiento sobre la situación de municipios e intendencias y luego discutir cuáles son las candidaturas", analizó.

El diputado de VU insistió en que "todas las posibilidades están abiertas". Reconoció que ha habido "ensayos" para ver cuáles son los caminos, pero "todos pensamos que lo prioritario es terminar con el gobierno frenteamplista". "Pero no podemos adelantarnos al pronunciamiento de la gente. Por eso, la instancia crucial serán las internas", dijo, marcando distancia de Gandini, quien entiende que las candidaturas deben estar resueltas en el primer semestre de este año.

Desde Propuesta Batllista, el senador José Amorín recordó su respaldo al maragato Francisco Zunino, quien hizo una alianza con los blancos para ganar la intendencia, motivo por el cual fue sancionado por la Convención Nacional con la mayoría de VU. "Yo sigo pensando igual", deslizó. "Estoy a favor de movernos políticamente para hacer acuerdos y ganar las elecciones, es la forma de ganarle al FA en el corto plazo", añadió. El edil Mario Barbato (Amigos de Óscar Magurno) aseguró que su sector aún no está pensando en 2015, pero acotó que está dispuesto a "escuchar alternativas".

"Cada partido tiene identidad propia, visiones específicas acerca de dónde poner los acentos. Para buscar coaliciones debería recogerse un mínimo común de propuestas que sean de recibo de la ciudadanía. Más que pensar en ese tipo de alianzas, tenemos que identificar programas de gobierno idóneos para resolver problemas; a partir de allí estamos dispuestos a discutir alternativas para generar una expresión electoral triunfante y un cambio en Montevideo", expresó Barbato.