El anuncio lo realizó ayer al mediodía el prosecretario de Presidencia de la República, Diego Cánepa, una vez culminada la 
reunión del Consejo de Ministros. El viernes Mujica había tenido un encuentro, junto con otros jerarcas de gobierno, con los coordinadores del PIT-CNT, el metalúrgico Marcelo Abdala y el dirigente magisterial Fernando Pereira.

En esa ocasión, el principal mandatario ya les había manifestado que iba a existir un aporte adicional a la Udelar, pero que sería introducido por la bancada parlamentaria del FA, ya que el texto final de la Rendición había sido “cerrado” un día antes.

El aumento acordado alcanzaría los nueve millones de dólares, según aseguró el secretario de Presidencia, Homero Guerrero. En caso de concretarse este incremento presupuestal, desde el Poder Ejecutivo destacaron que se respetaría la histórica proporción entre ANEP y la Udelar, de 80% y 20% de inversión para cada sector, respectivamente. Mujica llegó a hablar con el rector de la Udelar, Rodrigo Arocena, sobre este tema.

_

    <h3 class="extension__title">Mal clima</h3>

<div class="extension__body">
    <p>El prosecretario Diego Cánepa explicó que durante la reunión de gabinete el ministro de Vivienda, Ordenamiento Territorial y Medio Ambiente, Francisco Beltrame, reclamó por una pronta aprobación del proyecto de ley que crea el Instituto Nacional de Meteorología. La iniciativa está a estudio en la Comisión de Medio Ambiente de la Cámara de Senadores desde marzo. “Es importante contar con la nueva ley y el nuevo instituto para poder aplicar todos los cambios en Meteorología”, resumió Cánepa, quien además alertó que “al final del segundo semestre hay previsiones de que se pueden repetir situaciones similares a la del año pasado, con eventos climáticos severos”.  </p>
</div>

Ahora la pelota quedó en la cancha de la bancada oficialista, que deberá definir de qué forma se asignarán esos recursos. Para terminar de definirlo, los legisladores frenteamplistas crearon una comisión de trabajo junto con integrantes del equipo del Ministerio de Economía y Finanzas. Este grupo deberá resolver de qué forma se obtendrán los recursos para financiar ese 3% de aumento que recibirá la masa salarial de la Udelar.

La posibilidad de un nuevo aumento del gasto (estimado en 69 millones de dólares en el texto original de la Rendición de Cuentas) es viable, en la medida en que, por tratarse de un organismo comprendido en el artículo 220 de la Constitución, tiene autonomía presupuestal, y por eso envía su mensaje directamente al Poder Legislativo.

Ayer algunos legisladores oficialistas se reunieron con las principales autoridades de la Udelar y de la Federación Uruguaya de Magisterio (FUM), quienes trasmitieron su posición al respecto. A las autoridades universitarias se les anunció lo dispuesto por Mujica, que fue bien recibido, aunque “dieron a entender” que de todas maneras se trata de recursos insuficientes para el organismo, según describió un legislador que participó en la reunión.

Rebotes parlamentarios

Por su parte, el diputado Alfredo Asti (Asamblea Uruguay, Frente Líber Seregni) planteó, en referencia al tipo de reclamos que recibieron ayer durante la reunión con los delegados de la educación: “El encare que plantearon tanto la Udelar como la FUM sería motivo para decisiones políticas que trascendieran el último año de gobierno, y que son para encarar con otra discusión pública y política hacia un distinto financiamiento de la educación pública, que puede ser motivo de una discusión a un próximo gobierno, pero no de éste, que ya tiene definido y más que cumplido su objetivo de darle 4,5% del PIB [Producto Interno Bruto] a la educación y estando ahora en un 4,7%”.

En tanto, los “sectores parlamentarios” del Partido Nacional que apoyan la precandidatura del senador nacionalista Jorge Larrañaga (Alianza Nacional) para los comicios de 2014 emitieron un comunicado al respecto ayer, tras “recibir un pormenorizado informe” del delegado blanco en el Consejo Directivo Central, Daniel Corbo.

Estos legisladores nacionalistas declararon que apoyan la iniciativa presupuestal que propuso dicho organismo -que es 3% superior a la del gobierno- y que “a tales efectos, se designó un grupo parlamentario integrante de la Comisión de Presupuesto” para que, sin aumentar el gasto, “analice la posible reasignación de recursos”.

De esta manera, según afirman, sería posible “contribuir a una salida al conflicto hoy instalado entre el gobierno y sindicatos, que tanto afecta nuestra sociedad”.

Los legisladores nacionalistas buscan a través de esa salida “contribuir al logro de un clima de serenidad y diálogo constructivo pidiendo a los sindicatos la búsqueda de una solución negociada y muy especialmente el restablecimiento de la normalidad de las clases”.