Antes Ávila le preguntó si el Estado argentino le iba a dar los derechos televisivos del fútbol argentino a Francisco Paco Casal para que emitiera los encuentros en una señal de televisión. La rápida difusión del video motivó que los diputados Fitzerald Cantero, Juan Manuel Garino, Juan Ángel Vázquez y Fernando Amado, del sector Vamos Uruguay del Partido Colorado, hicieran un llamado a la comisión especial para el Deporte de la cámara baja al ministro de Turismo y Deporte, Héctor Lescano, que está en Guadalajara, en los Juegos Panamericanos. "Me tiene cansado el estilo y el manejo que hace este gobierno. Lo de Mujica es digno de un boliche, y ahora encima hace de gestor para un poderoso empresario privado", disparó Garino. En el comunicado, los diputados colorados sugieren que estas acciones podrían estar "asociadas" con la "dudosa visita" que hiciera Mujica en noviembre de 2011 a Madrid, "cuyas gestiones realizó el empresario en cuestión".

El camino de Paco

En enero de este año, el diario argentino Clarín publicó una nota en la que se afirmaba que Francisco Paco Casal había logrado acercarse al gobierno argentino y, en cierta forma, "puentear" a la AFA y Grondona, mediante las gestiones de Gabriel Mariotto, titular de la Autoridad Federal de Servicios de Comunicación Audiovisual de Argentina. Otro medio argentino (Perfil) publicaba también por esa fecha que Gol TV, la empresa de Casal, ya había iniciado contactos con Mariotto para adquirir los derechos del fútbol argentino por televisión digital y satelital. El primer acercamiento entre ambos, según esa crónica, se dio cuando Enzo Francescoli, directivo de Gol TV, fue contratado como comentarista en el Canal 7 de ese país, que pertenece al Estado argentino. Mariotto es un político de peso dentro del kirchnerismo, al punto que integra la fórmula junto al gobernador Daniel Scioli, que este domingo peleará por la reelección.

La comparecencia de Lescano sería la próxima semana. Ayer, cuando sesionó la comisión especial para el Deporte, Amado planteó el tema y propuso el llamado pero, según dijo, el Frente Amplio (FA) prefirió postergar la decisión. "Hubo varias excusas que no eran de la misma talla del problema al que podríamos estar enfrentados", explicó el legislador. Mencionó, entre otros argumentos del oficialismo, que se habló de la ausencia del ministro y Mujica, al no poder desmentir esta información. "Un gobierno sin presidente debe tener capacidad de reacción. Este silencio es cómplice de que esto pudo ser real. Es llamativo que nadie del gobierno desmienta esta situación mediante un comunicado oficial", expresó el diputado, quien espera que se trate de una "mentira" de Grondona.

El frenteamplista Horacio Yanes planteó dudas respecto al llamado a Lescano porque no entiende "en qué parte de la moción podría dar algún tipo de respuesta". Durante la discusión en la comisión se manejó la posibilidad de invitar al secretario de Presidencia, Alberto Breccia, y al prosecretario de Presidencia, Diego Cánepa, pero la alternativa fue descartada por el oficialista Jorge Orrico: "Dudo que el Parlamento pueda llamar a secretarios de presidencia".

Suplemento deportivo

En el FA las lecturas son más cautas. Yanes prefiere "estudiar la veracidad de la cámara oculta", aunque admitió que Mujica "debería aclarar si los dichos de Grondona son reales o no". "En el entorno argentino las credibilidades de las personas públicas a veces hay que revisarlas", advirtió. Orrico fue más enfático; dijo que a Grondona no le cree "nada". La ministra interina de Turismo y Deportes, Lilián Kechichian, piensa que "no va a haber mucho" para decir en el Parlamento sobre este tema, ya que ella y Lescano no tienen "ni idea" respecto a si hubo una conversación de Mujica con Fernández por la televisación de los derechos del fútbol en Argentina. El embajador de Uruguay en Argentina, Guillermo Pomi, dijo que tampoco estaba al tanto de la situación y prefirió no expresarse sobre una "cámara oculta". Tampoco quiso hablar Gustavo Pato Celeste Torena: "No tengo idea sobre eso", respondió. Las complejas relaciones del gobierno con Tenfield tuvieron ayer otro episodio, Lescano presentó finalmente una denuncia civil contra el empresario Nelson Gutiérrez por las declaraciones que hizo el 16 de mayo al suplemento Ovación -que ya no lleva ese nombre, ahora se llama sólo deportivo- del diario El País, y el ex zaguero tiene un plazo de diez días para presentarse a la instancia conciliatoria.

Y, por otra parte, ayer cuando tomó estado público que Ávila era quien había grabado la cámara oculta a Grondona, algunos legisladores uruguayos recordaron otros vínculos que tiene el empresario paraguayo con nuestro país. El ex titular de TyC Sports, que ayer fue entrevistado "desde Aeroparque" por Víctor Hugo Morales en radio Continental, es dueño de 40% del paquete accionario de la firma Aerovip, que ha sido cuestionada de este lado del charco por sus negocios con Pluna SA (de hecho, una empresa vinculada al grupo inversor LeadGate y a Matías Campiani controla el 60% restante). "Efectivamente es otro ingrediente en todo esto de Ávila, y vale recordar que todo el negocio de Pluna con Aerovip fue ruinoso, al punto de que hoy todo ese negociado, con varias triangulaciones, está siendo investigado por la Justicia uruguaya", señaló el senador blanco Carlos Moreira (Alianza Nacional).