El Palacio de la Moncloa de Madrid, sede del gobierno, fue este jueves el lugar en el que presidente español, Pedro Sánchez, se reunió con el candidato presidencial del Frente de Todos, Alberto Fernández, quien está de gira por la península ibérica, una instancia para nada menor, teniendo en cuenta que el dirigente peronista es el gran candidato a convertirse en mandatario de su país luego de las elecciones que se celebrarán el 27 de octubre.

Tras este significativo encuentro, Fernández se dirigió hacia la Sala Constitucional del Congreso de los Diputados, donde brindó una extensa charla titulada “América Latina y Europa: desafíos del proceso de integración”. Ante un auditorio en el que había mucha presencia de argentinos según consignó Página 12, el candidato presidencial tocó varios temas.

En primer lugar, hablando de la situación actual del país, Fernández criticó al gobierno de Mauricio Macri, al que catalogó como el del “arte de la improvisación”, pero a la vez resaltó que Argentina es “el primer país del continente que se pone de pie”, en referencia al resultado electoral obtenido en las elecciones primarias realizadas el 11 de agosto.

Además, Fernández habló sobre las causas judiciales que enfrentan varios dirigentes políticos en América Latina y pidió “dejar de valerse de jueces para perseguir a los que no se les puede ganar en las elecciones”. En ese sentido el dirigente peronista afirmó que “ningún Estado de derecho soporta que alguien esté detenido como lo está Lula hoy. Donde vayamos tenemos que pregonar por su libertad. En la Argentina se ha utilizado la detención durante el proceso como persecución de opositores”.

Y agregó: “Lo que está pasando con Lula y [Rafael] Correa es imperdonable. Lo que está pasando Cristina Fernández de Kirchner ha sido una persecución sistemática que construyó teorías políticas para favorecer su procesamiento. Pero yo no voy a hacer nada por la libertad de nadie ni presionar a ningún juez”.

Refiriéndose a la situación social de su país, el ex jefe de Gabinete dijo: “Hemos visto deteriorarse todos los indicadores sociales de la Argentina. Creo que hemos llegado al fondo del pozo, sólo nos queda mejorar. Y lo que tenemos que hacer es volver a trabajar juntos”. Además, Fernández puntualizó que es necesaria una mayor integración regional para mejorar la situación de Latinoamérica. “Para que Latinoamérica florezca como continente tiene que ser eso, un continente. Estar separados nos debilita. Nuestra tarea es reconstruir la unidad latinoamericana en términos de nuestros intereses económicos. Lo mejor para enfrentar la globalización es estar unidos. El Mercosur no está funcionando bien”, afirmó Fernández.

En otro segmento de su disertación, hablando sobre la deuda externa que afronta su país, el postulante del Frente de Todos dijo que “salir [de la deuda] será difícil, pero haremos lo que siempre hicimos, que es cumplir y honrar los compromisos. Eso sí: no nos pidan que lo hagamos a costa de los argentinos”.

A propósito de este tema, Fernández tendrá este viernes una reunión en Lisboa con el primer ministro portugués, el socialista António Costa, cuyo gobierno supo negociar de buena manera la deuda que tenía con el Fondo Monetario Internacional (FMI).

Portugal tomó una importante deuda con el organismo internacional de crédito en 2011, pero posteriormente, en 2015 el gobierno de Costa no dejó que se impusieran políticas de ajuste contra la población y comenzó a mostrar una recuperación de sus principales índices económicos, según recordó el portal Tiempo Argentino.

Dichos que dicen

Mientras Fernández está en Europa, en Argentina prosigue la campaña electoral con vistas a los comicios de octubre, y este jueves tuvieron gran repercusión las declaraciones ofrecidas a la radio La Red por Miguel Ángel Pichetto, candidato a vicepresidente de la fórmula oficialista que encabeza Mauricio Macri.

Pichetto lanzó duras críticas contra los manifestantes que en las últimas horas cortaron calles en varias ciudades del país, asegurando que “no laburan” y “son parte del endeudamiento de la Argentina”. “Lo que están haciendo los piqueteros... son sectores por los cuales el Estado hace un esfuerzo extraordinario. Mantener el sistema de seguridad social de la Argentina es una de las causas del endeudamiento público. 65% del presupuesto total del Estado está comprendido ahí, en planes, piqueteros, cooperativas de la pobreza, multinacionales del cartón... es lamentable”, dijo Pichetto en declaraciones recogidas por Clarín.

Miles de personas reclamaron la aprobación de una ley de emergencia alimentaria este miércoles, en Buenos Aires, movilizándose en los alrededores de la avenida 9 de julio.
Miles de personas reclamaron la aprobación de una ley de emergencia alimentaria este miércoles, en Buenos Aires, movilizándose en los alrededores de la avenida 9 de julio.

El actual senador fue más allá y planteó que los piqueteros “forman parte de espacios dirigidos a conmocionar el espacio público y a debilitar al gobierno”. “El gobierno le ha dado todo a esta gente, todo. Esa parte vital del presupuesto que se podría haber dedicado a las pymes, a dar créditos para la producción y a generar empleo se lo ha dado a esta gente que no labura. Y no labura para siempre, ese es el problema que tenemos”, agregó.