Este martes se presentaron los resultados de un estudio del Laboratorio Latinoamericano de Evaluación de la Calidad de la Educación (LLECE) de la UNESCO, que analizó los programas escolares de 19 países de América Latina y el Caribe, incluyendo Uruguay. El informe develó información sobre las expectativas educativas de cada país en Lenguaje, Matemática y Ciencias Naturales en tercero y sexto grado de escuela. 

En todos los ámbitos, además de presentar la comparación de los currículums, la UNESCO hace un análisis teniendo en cuenta los resultados del Tercer Estudio Regional Comparativo y Explicativo (TERCE) de 2013, en el que también participó Uruguay y que midió el desempeño de los escolares en las distintas áreas. 

En cuanto a la lectura, la distribución de temas expuestos en los currículums deja a Uruguay en una peor posición en el comparativo con la región en casi todas las áreas. Diversidad textual, comprensión lectora literal e inferencial son las únicas áreas en las que Uruguay tiene un porcentaje mayor a los demás países del estudio. Sin embargo, en estrategias de lectura y decodificación, el porcentaje es ligeramente menor en el país, mientras que la reflexión y evaluación de la lectura tiene 0% de presencia en los currículos nacionales, cuando el promedio en la región es de 11%. 

Sobre la lectura en particular, el informe destaca la alta presencia de diversidad textual porque “es importante, ya que supone la lectura en la escuela de diversos géneros textuales que los niños deberán leer para desenvolverse en su vida diaria presente y futura”. La recomendación que hace en esta área es poner “atención a los estudiantes que quedan en los niveles más bajos de desempeño según lo evaluado en las pruebas TERCE de lectura y tomar las medidas necesarias para llevarlos a los niveles de lectura más complejos”. 

Escritura

En relación a la escritura, las cifras de Uruguay son muy similares a las del resto de América Latina. En el informe nacional se señala que “Uruguay se destaca por una distribución equilibrada entre todos los dominios, fundamentales para la enseñanza y aprendizaje de la escritura”.

En resumen, la UNESCO afirma que el currículo uruguayo en escritura “se caracteriza por un interesante equilibrio entre todos los temas definidos” y que “es posible pensar que este equilibrio entre los distintos temas, todos ellos fundamentales para la escritura, estén en la base de los buenos resultados observados en las pruebas TERCE para ambos grados”.

Matemática

En el área de matemática Uruguay se destaca en la región en geometría, con un promedio de 31,5% sobre 22% en el resto de los países (ver gráfica). En las demás áreas (números y operaciones, magnitudes y medidas, estadística y probabilidad) tiene un desempeño similar al de la región, mientras que en patrones y álgebra el promedio vuelve a ser 0% en tercero y 2% en sexto frente a 4,5% en América Latina.

Estos resultados, unidos a los bajos niveles de rendimiento en la prueba TERCE, donde poco más de la mitad de los niños de tercer grado, y tres de cada cinco estudiantes de sexto grado muestran evidencias de alcanzar los niveles más bajos de desempeño, hacen que la UNESCO recomiende “tomar medidas” sobre todo relacionadas a la resolución de problemas.

Ciencias Naturales

Las ciencias naturales se evaluaron sólo en sexto grado. Uruguay se destaca en la incorporación de conceptos relacionados con la energía y sus manifestaciones, pero se encuentra muy por debajo del promedio en relación a las categorías cuerpo humano y salud, y ciencia, tecnología y sociedad.

Uniendo los resultados de la currícula con los del TERCE, donde los dos niveles de desempeño más bajo concentran a siete de cada diez estudiantes del país, la UNESCO sugiere “dar mayor cabida curricular a los contenidos asociados a temáticas sociocientíficas y tecnológicas” e “incorporar de manera más explícita las temáticas relativas a la promoción de estilos de vida saludables, la prevención de enfermedades y la sexualidad”.

Educación para el futuro

La UNESCO también analizó los 39 conceptos relacionados con la educación para la ciudadanía mundial, y en Uruguay encontró 32 de ellos. En comparación con los demás países hay “una importante coincidencia tanto en términos de los que se incluyen como de los que no, pero destaca que se abordan concepciones como equidad de género, libertad, y conocimiento del mundo, que fueron encontrados en el 60% o menos de los países participantes”.

Asimismo, se estudió los 18 conceptos vinculados con la educación para el desarrollo sostenible, y 13 aparecen en el currículum nacional. La UNESCO subrayó que en el caso uruguayo se abordan “las tres habilidades que se han definido como relevantes para el desarrollo sostenible”, y que los “contenidos de medioambiente y las acciones para abordar el cambio climático están ampliamente representados”.

El informe señala que los conceptos asociados a la ciudadanía mundial “aparecen en buena parte sólo en los niveles de la orientación curricular” mientras que los vinculados con el desarrollo sostenible, “si bien son proporcionalmente menos, se abordan de manera más sustantiva, pues aparecen tanto en secciones de orientación general como en aquellas en que se considera la programación curricular”.