Saltar a contenido

Rafael Katzenstein

Viejes son les géneres

El argumento es siempre que la lengua no es estática y que cambia constantemente. Ya lo sabemos y ningún lingüista lo desmentirá, lo que sí está en discusión son los ritmos del cambio y de dónde vienen y cómo se difunden.