Saltar a contenido
Política

Política internacional

El candidato presidencial del partido Nacional de Honduras, Porfirio Lobo Sosa, pronuncia su discurso de apertura de campaña · Foto: EFE, Gustavo Amador

Cuarto muy oscuro

Con propaganda en las calles de Tegucigalpa y avisos que ya empiezan a circular por los medios de comunicación, comenzó ayer en Honduras la campaña electoral de cara a las elecciones nacionales, que tendrán lugar el próximo 29 de noviembre. La campaña estuvo encabezada por los candidatos de las dos principales agrupaciones partidarias hondureñas: Elvin Santos, del Partido Liberal, y Porfirio Lobo, del Partido Nacional.

De la planta

En un acto celebrado ayer en San Pablo, la ex ministra de Medio Ambiente brasileña Marina Silva, quien durante cerca de 30 años militó en el oficialista Partido de los Trabajadores (PT), firmó su anunciada afiliación al Partido Verde (PV). Silva, actualmente senadora por el estado de Acre -uno de los menos desarrollados del país-, fue recibida por cerca de un millar de adherentes y dirigentes del PV, que cantaron “¡Brasil, urgente, Marina presidente!”, ya que en la interna del bloque ecologista se considera que Silva es una figura de renombre que seguramente sea la más apropiada para ser la candidata presidencial de este partido en las elecciones que se celebrarán el año próximo.

Tire, afloje y tire

Mientras que Bogotá y Caracas discutían frente a la OEA las broncas acumuladas en los últimos días, algunos repitieron sus dudas sobre el control que Colombia promete sobre las tropas estadounidenses que, en breve, llegarán a su territorio. Brasil, por su parte, que se había mostrado optimista porque esas garantías sean expuestas a los países de la región en la cumbre que se inicia hoy y, por ende, el encuentro sería provechoso para resolver las diferencias, advirtió que hablar sobre bases militares extranjeras en el continente es delicado.
Seguidores del actual gobierno de Roberto Micheletti caminan frente al hotel al que llegó la misión de cancilleres de la OEA en Tegucigalpa (Honduras).  · Foto: EFE, Gustavo Amador

Hola y adiós

Atrás parecieron quedar las rispideces, los cuestionamientos a la imparcialidad, y la retórica nacionalista con la que la dictadura de Honduras se justificaba para impedir que una delegación de la Organización de Estados Americanos (OEA) se hiciera presente en el país. Ayer, al finalizar la visita que desde el lunes realizaba una delegación de la OEA, los halagos les ganaron a las críticas que desde hacía días propinaba el régimen golpista.
Centro de empadronamiento en La Paz, Bolivia, del nuevo padrón biométrico para las próximas elecciones generales del 6 de diciembre · Foto: EFE, Martín Alipaz

El camino de la huella

En los últimos días, sectores opositores anunciaron un inminente frente común para las elecciones nacionales que podría dinamizar un cantado escenario electoral. Sin embargo, el maratónico registro biométrico, cuya tecnología desafía al país más empobrecido de América Latina, es visto por algunos analistas como el verdadero eje de los tiempos electorales. Y se entiende, ya que del cumplimiento en tiempo y forma del empadronamiento depende la celebración de los comicios, razón por la cual éste se ha convertido en el máximo punto de tensión entre oficialismo y oposición.
Un voluntario combate las llamas en la población griega de Pedeli, 20 kilómetros al norte de Atenas, Grecia · Foto: EFE, Kostas Tsironis

Ciudad sitiada

Más de 20 mil evacuados por el avance de un incendio forestal que ya afectó 12 mil hectáreas en los alrededores de atenas

Secreto a voces

Recién mañana la Comisión Electoral dará a conocer los resultados primarios del escrutinio que se realiza en Afganistán desde el jueves pasado, día en que se celebraron elecciones nacionales y provinciales en el país, por segunda vez desde que en el año 2001 éste fue ocupado por una coalición de tropas internacionales que encabeza Estados Unidos. Pero los resultados se conocerán en un clima de creciente tensión, provocada por decenas de denuncias de fraude.
Cristina Fernández muestra la camiseta de Argentina que le obsequió Diego Maradona. · Foto: EFE, Leo La Valle

Para la tribuna

En un acto de enorme contenido político, la presidenta argentina, Cristina Fernández, firmó ayer el acuerdo al que llegaron el gobierno y la Asociación del Fútbol Argentino (AFA), por el cual el Estado será el propietario de los derechos de transmisión y comercialización de los partidos de los torneos de fútbol de Primera División. Secundada a un lado por el presidente de la AFA, Julio Humberto Grondona, y al otro por el técnico de la selección argentina, Diego Armando Maradona, la mandataria encabezó el acto realizado en el predio de la AFA, ubicado en la localidad bonaerense de Ezeiza, que se abrió con la ejecución del himno argentino, cantado a viva voz por los cientos de asistentes, entre los que se encontraban las principales figuras del gobierno, además de sindicalistas y algunos militantes de corte netamente tribunero.
La presidenta de la Comisión Internacional de Derechos Humanos Luz Patricia Mejía, sale de la reunión que sostuvo con las Fuerzas Armadas, ayer, en Tegucigalpa · Foto: EFE, Gustavo Amador

Hasta acá llegamos

Mientras una delegación del régimen golpista de Honduras se encontraba de viaje en Washington para intentar sumar apoyos entre la Organización de Estados America­nos (OEA) y el Departamento de Es­tado estadounidense, la cancillería del régimen anunció ayer que ce­saba a los diplomáticos argentinos en el país, debido a que el gobierno de Cristina Fernández había adop­tado la misma decisión la semana pasada con los representantes de la dictadura en Buenos Aires.
Policías afganos controlan vehículos en la calles de Kandajar · Foto: EFE, MATIULLAH ACHAKZAI

El país de la guerra eterna

Se trata de un país devastado, ocu­padomilitarmenteporvariaspoten­cias internacionales, en donde los periódicos atentados de los insur­gentes les quitan la vida a decenas deciviles. En las aldeas, el opiose ex­tiende como una enfermedad, dur­miendo el hambre en los estómagos y sumiendo aun más en la pobreza a los que ya nada tienen, mientras que otros se llenan los bolsillos con las ganancias. Hasta hace poco, en las ciudades miles vitoreaban a los candidatos que mañana disputarán la presidencia, mientras que otros tantos rogaban por que la presen­cia de los políticos en las cercanías de sus casas no las convirtiera en blanco involuntario de los ataques. Aunque lo descrito parezca sacado de un relato de .cción, se trata de la realidad de Afganistán, un país en guerra en el que mañana se celebra­rán elecciones.