El Sindicato Médico del Uruguay (SMU) manifestó a los senadores su preocupación por la votación de la Rendición de Cuentas y su “impacto en la calidad de atención a la salud”. En una carta que entregaron las autoridades del SMU a los legisladores, advierten por las carencias a nivel asistencial en la Administración de los Servicios de Salud del Estado (ASSE) y por “dificultades en la cobertura de prestaciones muy básicas como continuidad del stock de medicamentos, atención domiciliaria de urgencia y emergencia, acceso en tiempo razonable consultas médicas, estudios o procedimientos, entre otras”.

Señalan, al igual que lo hizo la Federación de Funcionarios de Salud Pública, que miles de uruguayos se han afiliado a ASSE a raíz de la crisis generada por la pandemia, y que ese incremento de usuarios “no se verá acompañado de un incremento del presupuesto, ya que las autoridades plantean como estrategia un plan de ahorro”. “Queremos trasladarles nuestra profunda preocupación ya que esta situación de ‘aumento cero’ en el presupuesto implicaría una grave pérdida en la calidad asistencial”.

Raúl Batlle, Veronica Pérez, Clara Niz, José Minarrieta y Zaida Arteta en la Banca del Partido Colorado en el Palacio Legislativo

Raúl Batlle, Veronica Pérez, Clara Niz, José Minarrieta y Zaida Arteta en la Banca del Partido Colorado en el Palacio Legislativo

Foto: Ernesto Ryan

El SMU asegura que “el incremento en la población asistida no se verá acompañado de un incremento del presupuesto, ya que las autoridades plantean como estrategia un plan de ahorro”.

El SMU también expresa preocupación por la “difícil situación que enfrenta la Facultad de Medicina” en relación al programa Unidades Docentes Asistenciales (UDA), “que pone en peligro a la vez la calidad asistencial de ASSE y la formación de recursos humanos. Permaneceremos en alerta hasta que se reconsidere lo resuelto en la Comisión del Senado, que esperamos respete el acuerdo entre el prestador público y la Facultad alcanzado en los últimos días”.

Finalmente, afirman que quieren promover una atención en salud “manteniendo uno de los los objetivos centrales de la reforma del Sistema sanitario: la equidad en el acceso, en los medios y en las prestaciones para toda la población sin importar su situación y condición”, y señalan que “la posibilidad de revertir esta situación, está en manos de ustedes”.