Con antorchas encendidas y banderas color rojo, azul y naranja en alto, una multitud se congregó este viernes en la explanada de la Facultad de Derecho de la Universidad de la República. A dos días del 24 de abril, fecha en que se conmemoran 107 años del genocidio armenio, los manifestantes marcharon con un objetivo: que el horror no se vuelva a repetir. Pese al protagonismo de la conmemoración de mañana, el 22 de abril también es una fecha importante para la comunidad armenia: hace 57 años, Uruguay se convirtió en el primer país del mundo en reconocer como genocidio el exterminio que llevó a cabo Turquía contra su pueblo.

Sobre las 19:30, comenzó el trayecto por 18 de Julio hacia el destino final de la movilización, la plaza Genocidio del Pueblo Armenio, frente al Shopping Tres Cruces. Al llegar a la plaza, uno de los miembros de Jóvenes Armenios del Uruguay (JADU), organizadores de la marcha, leyó la proclama, que comenzó señalando que “parece lejano remontarnos al año 1915 en cada uno de nuestros discursos, pero sucede que la violación a los derechos humanos, la agresión a los armenios, la misma política de odio y negacionismo que nos quiso eliminar hace 107 años, sigue vigente hoy”.

“Marchamos por Armenia, por las víctimas de 1915, por los sobrevivientes que siguieron marcados por ese dolor, y marchamos también por nuestra Armenia de hoy, que después de haberse recompuesto ante semejante atrocidad, sigue enfrentando las amenazas y ataques de aquellos que quieren destruirla. Marchamos por Artsaj, por su reconocimiento internacional, por la paz en la región, por el cumplimiento del cese del fuego firmado y para que se termine lo que volvieron a empezar en el año 2020”.

Marcha en el aniversario del genocidio armenio y en reclamo del reconocimiento del mismo por parte del estado turco.

Marcha en el aniversario del genocidio armenio y en reclamo del reconocimiento del mismo por parte del estado turco.

Foto: Ernesto Ryan

Además de las reivindicaciones históricas y actuales, la proclama también apuntó contra la visita del canciller turco, Mevlüt Çavuşoğlu, que llega hoy a Uruguay: “El hecho demuestra la gran impunidad con la que se desenvuelve el Estado turco; teniendo hoy, a pasos de las conmemoraciones por el genocidio armenio, en el primer país en reconocerlo, a uno de los principales portavoces del negacionismo turco”. Se enumeró una lista de acciones que llevó a cabo Çavuşoğlu: su papel en la invasión al norte de Siria e Irak, el respaldo al ISIS y el traslado de mercenarios provenientes de organizaciones terroristas para incorporarlos al combate contra civiles armenios en la reciente agresión militar contra Armenia y Artsaj. Por estos motivos, se afirmó que el canciller turco es “un huésped indigno de la tradición democrática y pacifista de Uruguay”.

En diálogo con la diaria, Ari Chamlian, integrante de la JADU, consideró que “la presencia del encargado de la propaganda del negacionismo del genocidio armenio en una fecha tan significativa, y en el primer país que reconoció el genocidio, es una provocación”. Federico Waneskahian, integrante del Consejo de la Causa Armenia del Uruguay, habló con la diaria y fue por la misma línea que Chamlian. Planteó que hay que ser muy inocente para pensar que es una casualidad la presencia del ministro de Relaciones Exteriores turco.

Explicó que es muy común que Turquía realice maniobras de distracción en los días previos a la conmemoración del genocidio, e incluso planteó que “la información que nosotros tenemos es que querían venir el propio 24 de abril, pero se acordó que vinieran el 23”. La presencia de Çavuşoğlu también les preocupa en términos de seguridad: “Los antecedentes de las visitas de funcionarios de seguridad turca acompañando a mandatarios y cancilleres han sido siempre con violencia hacia los manifestantes pacíficos que se cruzaron”.

Marcha en repudio del genocidio armenio.

Marcha en repudio del genocidio armenio.

Foto: Ernesto Ryan

Waneskahian contó que Cancillería los convocó para darles la información sobre la visita del canciller turco y dijo que valoran su amabilidad y transparencia, pero desde el punto de vista de su institución no comparten los motivos que se plantearon en la reunión para justificar que la visita se haga en esta fecha. “No rechazamos las relaciones entre los países y las perspectivas comerciales que pueda haber. Siempre que sean en beneficio del pueblo uruguayo, del que somos parte desde hace un siglo, vamos a comprender y entender por qué se realizan. Lo que no podemos admitir es que políticamente se acepte recibir a quien encabeza la campaña de negación del genocidio a nivel internacional, justamente en la fecha en que conmemoramos el genocidio negado por Turquía. A nuestro juicio, es un error gravísimo”, aseguró.

La lectura de la proclama cerró recordando que Uruguay fue pionero en el reconocimiento del genocidio armenio, pero también señaló que “nos entristece la visita de los genocidas en la fecha en la que conmemoramos a nuestras víctimas e intentamos concientizar a toda la sociedad sobre la necesidad de evitar nuevos crímenes contra la humanidad. Es momento de hacernos escuchar, que nuestra voz no quede opacada por los que buscan invisibilizar nuestra lucha”.